Desde el pasado miércoles, rige el nuevo contrato entre la empresa Emova Movilidad S.A. (perteneciente al grupo Benito Roggio Transporte) y los servicios de premetro y subte.

La duración de la concesión, previamente firmada el 16 de septiembre de este año, se estableció en 12 años, aunado a una posible prórroga de 3 años adicionales. Se estima que el plazo, se calculó de forma que la operación resulte rentable. Los beneficios a percibirse, por parte de la empresa, estarían estrechamente relacionados con su efectividad en cuanto al cumplimiento del servicio, siendo la responsable del mantenimiento de las redes de los transportes anteriormente mencionados.

En este contrato, se acordaron inversiones para la mejora de la infraestructura, como así implementación de nuevas tecnologías para el óptimo funcionamiento del sistema y del servicio a la gente, debido a la poca actualización del sistema, siendo uno de los más atrasados de la región. Con esto se pretende, que haya una mayor cantidad disponible de trenes, y poder aprovechar de la mejor forma las instalaciones, así como agilizar las redes de transporte.

Las nuevas tecnologías, permitirían una mayor fluidez, a la vez que reduciría los costos y ofrecería una experiencia más amigable a los usuarios del transporte. Así mismo, contribuiría a amortiguar el desgaste que podrían sufrir las instalaciones, tales como escaleras, vías, y todo lo demás que concierna a las estaciones.Otros de los importantes factores, sería la mayor cercanía que se tendría con el usuario, notificando en tiempo real, sobre posibles demoras, incidentes o cuestiones que modifiquen o dificulten el uso normal del medio, en el día a día.

Esto planea realizarse mediante la asistencia virtual de un bot, que responderá a este tipo de asuntos, el cual se encontraría disponible en la web oficial de la empresa de Emova Movilidad S.A.: emova.com.ar Para facilitar la comodidad de los usuarios del transporte, también se iniciaría un proceso de instalación de señalización en las estaciones, lo que permitiría mejorar la eficiencia a la hora de recibir la información al momento del arribo, viaje, o del descenso de los pasajeros.